PLAGAS Y ENFERMEDADES DEL COCOTERO - CONACOCO A.C.

Las plantas del cocotero, al igual que las de otros cultivos, son atacadas por plagas y enfermedades que de no prevenirlas o combatirlas a tiempo, acabarían con ellas. De allí la importancia de los controles, los que deberán ser oportunos y precisos en su aplicación. Este aspecto es tratado con amplitud en el capitulo referente a las enfermedades y plagas del cocotero.
Otra practica común es el rejuvenecimiento de las palmeras, el mismo que consiste en la limpieza de la parte superior del tallo cilíndrico, y de la envoltura de la espiga o inflorescencia, con lo cual la planta vuelve a tomar vigor y la producción mejora notablemente.

El manejo de las plagas y enfermedades debe ser integral. Dentro de los métodos de manejo están los culturales como: el control de malezas hospederas, el drenaje de las áreas que se encharcan pues favorecen la incidencia de enfermedades fungosas, la siembra a distanciamientos adecuados, evitar las lesiones por labores de manejo del cultivo, el uso de trampas, la limpieza de la copa cuando se cosecha, etc. El control biológico también es recomendable. Cuando las plagas o enfermedades han alcanzado poblaciones o incidencias de daño que sobre pasan el nivel económico de daño se hace necesaria la aplicación de pesticidas. Las principales plagas y enfermedades del cocotero y su manejo se presentan en
el siguiente cuadro.

PLAGAS

PICUDO DEL COCOTERO (Rhynchophorus palmarum L.)
Es la plaga mas generalizada en el país y la que mayores perjuicios produce. La larva es la causante de los daños, barrena el tallo a gran profundidad; por esto se lo conoce también como "barrenador del cocotero" o "gualpa".
El insecto vive en los troncos viejos de las palmeras y en otros materiales similares. Por la mañana se localiza en las partes tiernas de las plantas sanas (axilas de las hojas, cogollo e inflorescencia) perforándolas con el aparato bucal, para depositar los huevos.

CONTROL

Para combatirlo se emplean dos métodos de control: biológico, a través de un hongo (Bauveira bassiana) y cultural mediante trampas con feromonas. Mosquita blanca del cocotero (Aleurodicus destructor)

CICLO BIOLÓGICO
El huevo mide 2.5 milímetros de largo a 1 milímetro de ancho, color blanquecino, superficie lisa y de forma cilíndrica.
La larva tiene una longitud de 3 a 5 cm. y de 2.5 cm. de diámetro, con segmentos arrugados, cabeza grande color castaño oscuro. En este estado larvario es cuando ataca a la palma, construyendo túneles y destruyendo los tejidos de la planta.

A los 30 días de nacida la larva forma su capullo para constituirse en pupa y luego al mes salir como insecto adulto.
El ciclo completo de huevo, a insecto adulto, se realiza entre 100 y 120 días.
El insecto adulto es torpe en sus movimientos, de aproximadamente de 4 centímetros de largo. El macho se diferencia de la hembra por llevar un grupo de cerdas sobre la cara.
El daño causado se reconoce por la presencia de pequeños agujeros en el tallo. Las palmeras jóvenes son las mas atacadas por el insecto.
Existen varias plantas hospederas de la "Gualpa", siendo las principales la papaya, el plátano, el mango, tallos de caña de azúcar, la piña, etc.
En el papayo, la gualpa del cocotero comienza a invadirlo cuando se inicia la estación seca; en esta época la palmera no permite la proliferación del insecto, pues el capullo se convierte en una prisión del adulto; en cambio, el papayo le ofrece sombra, humedad y abrigo. Se observa también que bajo los troncos de papayo el insecto penetra en el suelo y las larvas entran en el periodo de pupa. La infestación se produce en las otras plantas huéspedes en igual forma a la descrita.

CONTROL
Tres son los métodos de control: cultural, Químico y Biológico.
El empleo de trampas es muy efectivo. La trampa tipo cónico utiliza una canasta de alambres dentro de la cual se colocan trozos de tronco de palmas enfermas, se empapan de insecticidas (Lannate a 0.10%). Debe colocarse tres trampas por hectárea distribuidas dentro del palmar.

COCHINILLAS (Aspidiotus destructor)
Plaga extendida en casi todos los países tropicales. La hembra esta protegida bajo un brocal ceracio y circular donde pone e incuba los huevos, son ápteras y permanecen fijas toda su vida. Los machos son de forma oblonga, de coloración rojiza.

Esta plaga ataca a las hojas y frutos. Produce el amarillamiento de los foliolos; las cicatrices de las picaduras sufren una necrosis; hay caída de los frutos y de no ser controlada la plaga, la planta muere.
Es conveniente asegurar una iluminación y circulación de aire suficientes, los fertilizantes, al aumentar el vigor y resistencia de las plantas, tienen una acción eficaz.
La lucha biológica por medio de coccinélidos predatores ha dado buenos resultados.
Diversos productos químicos se utilizan en pulverizaciones sobre árboles jóvenes; parathion, emulsión de aceite vegetal o de petróleo.

CONTROL DE PLAGAS -RECOMENDACIONES
En el país ha dado buenos resultados para controlar las plagas, las siguientes formulas, siempre que se apliquen periódicamente cada tres meses:
Aldrín 50% 4 libras
BHC 12% 1 libra
Melprex ½ libra
Aceite Agrícola 1 litro
Vatsol 100 c.c.
Cygón 400-E 500 c.c.
Agua 200 litros
En plantas mayores de tres años ha dado buen resultado, para el control de insectos y nematodos. El uso de:
Thimet Granulado 10% 4 onzas x planta
Furadán al 5% 4 onzas x planta
Estos productos se aplican al pie de la palma, formando un circulo al contorno de la planta.

El control mecánico es de suma importancia y consiste en: Destrucción de las plantas enfermas, las cuales deben derribarse, reducirlas a pedazos y proceder a quemarlas para su total eliminación.

ANORMALIDADES
La palma del cocotero presenta ciertas anormalidades en su parte vegetativa y en sus frutos, siendo en éstos órganos en donde se observa con mas frecuencia, entre las cuales se mencionan las siguientes.
Ramificación del tronco: El origen de esta anormalidad es desconocido, se lo atribuye a daños causados en el brote central o "cogollo", por partiduras de rayo, por el mal manejo del machete o por lesiones provocadas por escarabajos (gorgojos). Se creía que las palmas con ramificación no eran productivas, lo cual no es exacto, porque ellas florecen y fructifican normalmente, dándose casos que se encuentran palmas hasta con siete ramificaciones producidas por efectos mecánicos o la acción de agentes externos.
Brotes Múltiples: Son aquellos que en ocasiones al germinar la semilla dan lugar al nacimiento de varios brotes. Se ha observado en el país semillas de las cuales prosperan hasta tres años.

ENFERMEDADES

AMARILLAMIENTO LETAL DEL COCOTERO

En el Continente Americano el cultivo del cocotero está seriamente amenazado por la enfermedad de Amarillamiento Letal (AL), la cual apareció en Roatán en 1995 ( Ashburner et, 1996) y en tierra firma en el área de Trujillo un año después, para posteriormente dispersarse ampliamente a lo largo de la costa norte de Honduras. El fitoplasma que causa el A.L. en Honduras es el mismo reportado en Yucatán en México y en Florida en los EE.UU (Harrison et al, 200 a), pero otros fitoplasmas han sido asociados con palmas de cocotero afectadas por el A.L. en el Pacifico mexicano (Harrison et al 200b), en Cuba (Laauger et aal , 2002ª).

El Amarillamiento Letal es la más destructiva de las enfermedades que afectan la palma del cocotero, la mayor amenaza para las plantaciones actuales y futuras a nivel mundial, se ha comprobado que el Amarillamiento Letal afecta a más de 30 especies, incluyendo el cocotero, especialmente los Altos del Atlántico variedad ampliamente difundida en Honduras; es considerada una enfermedad severa y peligrosa ya que se dispersa rápidamente, causando la muerte de las palmas en un período de 4 a 6 meses después de contraer la enfermedad.

EL Amarillamiento Letal del Cocotero (A.L.C), es una enfermedad causada por un Organismo Tipo Micoplasma (OTM), para las cuales no existe un control efectivo y que el insecto transmisor es un chupador conocido popularmente como "Chicharrita o Salta Hojas". Cuyo nombre científico es ( Myndus crudus ), que se puede reconocer por su color amarillo verdoso y por sus alas transparentes en forma de techo, insecto que está ampliamente distribuido en todo el territorio nacional.

Considerando que la enfermedad ha causado crisis en las poblaciones aledañas a las costas en donde han visto diezmado sus ingresos donde es fuente de alimento, techo y combustible para los habitantes de la región Norte del país ( Islas de la Bahía, Cortés, Colón y Gracias a Dios, proporcionan ingreso económico en mas de 1,300 explotaciones en aproximadamente 16,000 TM de nueces y es fuente de divisas al país derivado de la explotación de productos y sub- productos del cocotero y plantas ornamentales, y para alcanzar los objetivos de fomentar la producción, industrialización y comercialización del cocotero y para dicho efecto debe crearse los instrumentos legales, institucionales, financieros y de coordinación adecuados para dicho fin. Es así como surge la creación del Programa Nacional de Cocotero bajo Decreto 1281- 96 adscrito a la Secretaria de Agricultura y Ganadería a través de la Dirección de Ciencia y Tecnología (DICTA).

Importaciones de nueces de variedades tolerantes

En ese tiempo, este programa ha dedicado esfuerzos al combate del Amarillamiento Letal del Cocotero (ALC), enfermedad epidémica causada por un fitoplasma, que destruyó casi el 100% de los cocoteros que en otros tiempos, embellecían la costa atlántica de Honduras y suministraba alimento a los pobladores de la zona, principalmente a la comunidad garífuna.

Planta afectada por ALC

De las enfermedades que afectan la palma del cocotero, el ALC es la más destructiva, se dispersa rápidamente, causando la muerte de las plantas en un período de 4 a 6 meses, después de contraerla.

l Programa desarrolla actividades dirigidas a repoblar las costas hondureñas con materiales que más tolerancia han demostrado en las evaluaciones en otros países, principalmente en México.

Mancha de la hoja (Hemilthosporium), no se debe abonar con exceso de nitrógeno y tratar de forma química con Daconil.
Pudrición del cogollo (Phytophtora palmivora)
Cadang-Cadang, causado por un viroide
Porroca, por un agente causal no determinado
Marchitez sorpresiva (Phytomonas stahelí), es diseminado por un chinche y presenta un serio riesgo, ya que también ataca a la palma africana.

Es considerada una enfermedad severa y peligrosa, pues además de dispersarse rápidamente, causa la muerte de las plantas en un periodo de entre cuatro a seis meses después de los primeros síntomas y no puede ser controlada con métodos químicos.

Esta enfermedad se originó en Jamaica y siguió su trayecto por Islas Gran Caimán, Cuba, Haití, República Dominicana, Bahamas, Estados Unidos, México, Belice y Honduras.

El agente casual de la enfermedad es un fitoplasma que es transmitido por un insecto vector chupador conocido comúnmente como chicharrita o saltahojas (Myndus crudus), el cual se distribuye ampliamente y se haya en todo lugar donde hay cocoteros.

Este insecto mide aproximadamente 1mm de largo y se alimenta de la savia del follaje de las palmeras. Al alimentarse de una palmera infectada, ingiere el fitoplasma, que luego es posteriormente inyectado a una palmera sana al alimentarse.

Este vector puede dispersarse por el viento o con el movimiento de grama ornamental infectada, utilizada en las cubiertas del suelo en plantaciones de palmera.

Esta enfermedad causa un amarillamiento inicial en el follaje de la palmea afectada y posteriormente una defoliación total, dejando a la palmera con un aspecto de poste telefónico.

Una playa o una plantación afectada por esta enfermedad presenta un panorama devastador, semejante al ocasionado por un incendio. Otros síntomas incluyen la caída prematura de frutos en todos los estados de desarrollo, una necrosis o pudrición de la inflorescencia y finalmente la muerte.

La enfermedad no tiene cura, ni el insecto vector puede ser controlado. Siendo la única solución viable la plantación masiva de variedades tolerantes. Entre estas destacan Malayo, Enano Malasino y los tipos híbridos.

El amarillamiento letal del cocotero no se debe estudiar de forma aislada, ya que existen varias causas que pueden causar un amarillamiento del follaje y la muerte de un árbol.

Entre estas existen factores abióticos como el exceso de agua o vientos fuertes causados por huracanes, tormentas, una inadecuada fertilización o debido a otras enfermedades que causan síntomas similares.

PUDRICIÓN DEL COGOLLO
Esta enfermedad es causada por el hongo PHYTOPHTHORA PALMIVORA, que en nuestro país la tenemos incidiendo en baja escala en algunas plantaciones.
La pudrición del cogollo es producida por este hongo y se ha podido observar que las palmeras jóvenes son más susceptibles a la enfermedad.
Los ambientes húmedos y sin aireación son muy favorables al desarrollo de la pudrición del cogollo.

SÍNTOMAS
El primer síntoma es el marchitamiento de las hojas centrales del cogollo, las cuales se tornan de un color pardo claro, para luego hacerse obscuras y finalmente doblarse.
Cuando se presenta la enfermedad, el tejido de crecimiento de la yema terminal se ve afectado.
Parece que los insectos que atacan a esta planta son los vectores que trasmiten la enfermedad, por que permiten su entrada en los tejidos por las lesiones que provocan sus perforaciones, aunque se juzga que los tejidos tiernos del cogollo no necesitan de lesiones para infectarse.

Cuando la enfermedad ataca a las hojas tiernas, estas se desprenden con facilidad, luego las que siguen y después de 2 o 4 meses la mayor parte de las hojas de la planta han caído. En cambio las hojas viejas, cuyos tejidos de unión con el tronco son más fuertes para ser afectados por la infección, permanecen unidas por varios meses, dándole a la corona del cocotero un aspecto característico inconfundible que denota presencia del mal.
La inflorescencia que brota del tejido suave del cogollo, a veces es afectada por la pudrición.
En las plantas atacadas, los frutos que se encuentran en proceso de desarrollo, rara vez llegan a su estado de madurez. Presentados los primeros síntomas de la enfermedad ya no se vuelve a formar ningún fruto. Los frutos más pequeños se desprenden sin llegar a desarrollarse. El olor de los tejidos enfermos es bastante desagradable y característico.

CONTROL
No existe hasta hoy ningún procedimiento para curar esta enfermedad. Los controles a base de productos químicos no han dado resultados. Se asegura que "cocotero atacado es cocotero muerto".
Las medidas para evitar el mal deben ser siempre preventivas; se recomienda
a) Observar el más absoluto control fitosanitario en las plantaciones
b) Evitar el exceso de humedad en los palmares, por medio del drenaje.
c) Toda planta que presente síntomas de la enfermedad debe ser eliminada e incinerada.

QUEMAZON DE LA HOJA
Es una enfermedad causada por el hongo PESTALOTIA PALMARUM, que ataca a las hojas. Por lo general existe en los lugares cálidos y húmedos. La hoja atacada presenta pequeñas manchas de color amarillo que luego se agrandan y unen dando al final un color ceniciento.

Contra el avance de esta enfermedad se utilizan algunas practicas con las cuales se obtienen resultados favorables; por lo tanto se recomienda:
a. Fertilizar a las plantas atacadas con abonos de rápida asimilación.
b. Realizar aspersiones, procurando cubrir todas las hojas con productos cúpricos tratando cada 15 días a las plantas atacadas y a las sanas que están en su rededor.
c. Revisar prolijamente los palmares y cortar todas las hojas que presenten la enfermedad, para luego quemarlas en el mismo lugar, y así evitar la diseminación del mal.
d. Inspeccionar periódicamente las plantaciones para adoptar medidas que eviten la reaparición de la enfermedad.

CHANCRO NECROTICO DEL CUELLO
Esta enfermedad ha sido identificada últimamente en los cocotales de la Provincia de Esmeraldas. El patógeno causante de este mal criptogámico es el CERATOCYSTIS PARADOXA.
La enfermedad se caracteriza por la formación de tumoraciones en la parte basal de la planta, que degeneran en pudriciones. El tejido atacado tiene una coloración café-rojizo, que a veces esta cubierto por fuertes exudaciones a manera de gomosis. La porción foliar acusa una pronunciada
clorosis que no se recupera ni con la adición de fertilizantes.
Un ambiente de humedad y temperatura favorece la severidad de la infección y con ello el incremento de plantas enfermas, particularmente si en el control existe el XYLEBORUS SP. ,
causante de la cernidera, que es el principal vector de la enfermedad.

CONTROL

Para controlar este caso patológico de las palmeras es necesario tomar ciertas precauciones y emplear tratamientos apropiados, tales como:
a. Evitar hacer cortes o provocar lesiones en las palmas, ya que estos son los sitios de penetración del patógeno.
b. Cuando la palma esta atacada realizar tratamientos a base de productos cúpricos en las partes afectadas de la planta, luego de los respectivos raspamientos hasta eliminar los tejidos infectados.
c. Combatir al insecto vector, de preferencia con Dieldrin o Aldrin.

EL ANILLO ROJO
El causante de esta enfermedad es el nematodo RHADINAPHELENCHUS COCOPHILUS. Es considerada como uno de los grandes azotes de las regiones cocoteras del Continente Americano.
Las palmas son susceptibles a esta enfermedad, 2 años antes y 3 después de que entran en producción.
Se ha dado el nombre de "Anillo Rojo" a esta enfermedad, porque al cortar transversalmente el tronco de la palmera enferma, se observa en el interior una faja circular de color rojizo, que le da la apariencia de un anillo o corona de 5 cm. de ancho.
Los primeros síntomas externos del mal empiezan por el amarillamiento de las hojas mas bajas y la caída de los frutos antes de tiempo. Con el progreso de la enfermedad, las hojas del centro se marchitan y se quiebran en la base del pecíolo, colgándose así a lo largo del tronco. Al final, todas las hojas se secan y la planta muere, mas o menos 3 a 4 meses, después de presentarse la enfermedad.
Los agentes de propagación son: las aguas de riego, los insectos (hormigas, gualpa) y el viento. Para tratar de evitar el mal se debe combatir a los vectores que diseminan esta enfermedad.

Los insectos transportan el nemátodo desde el suelo, a las partes tiernas de la planta, penetrando por las axilas de las hojas. El cucarrón o gualpa, principal vector de la enfermedad, al posarse en los restos de las plantas que han sido atacadas es presa del nematodo, el cual se adhiere a las patas y
rostrum, transportando asi el germen de la enfermedad.
Se recomienda eliminar toda palmera atacada por el " Anillo Rojo", reducirla a pedazos, amontonarlos y luego quemarlos. Los trozos de la palma espolvoreados de insecticidas, se utilizan como cebos trampas para eliminar al vector.

Derechos Reservados Conacoco.com.mx